Chica en el vestuario asesinada en la tienda Burlington.

La policía de Los Ángeles disparó fatalmente a una niña de 14 años que estaba dentro del vestidor de una tienda de ropa el jueves mientras disparaban contra un sospechoso que había agredido a una mujer antes, dijeron las autoridades.

La policía también mató al sospechoso masculino, dijeron las autoridades. El forense del condado de Los Ángeles identificó a la niña como Valentina Orellana-Peralta. Aparentemente, estaba comprando con su madre un vestido de quinceañera antes de ser alcanzada por la bala, según LA Times.

El nombre del sospechoso aún no ha sido revelado. La mujer que había sido agredida fue trasladada al hospital con heridas de moderadas a graves.

Los disparos se realizaron alrededor de las 11:45 am en una tienda de Burlington que forma parte de una cadena anteriormente conocida como Burlington Coat Factory en el área de North Hollywood del Valle de San Fernando.

Manténgase informado sobre las noticias locales y el clima. Obtenga la aplicación NBC 7 San Diego para iOS o Android y elija sus alertas.

La policía respondió inicialmente a los informes de una persona que había sido atacada con un arma mortal, así como a los informes de disparos, dijo la capitana de la policía de Los Ángeles, Stacy Spell, en una conferencia de prensa. Spell dijo que los oficiales abrieron fuego cuando vieron al sospechoso agredir a otra persona.

El sospechoso fue alcanzado por las balas de los oficiales y murió, dijo Spell.

Una de las balas atravesó la pared de un vestidor y golpeó a la niña de 14 años, según el subjefe de policía de Los Ángeles, Dominic Choi. Más tarde, los oficiales la encontraron adentro.

Local

Big Bay Boom hace 47 minutos

10 años después: ¿Dónde estabas cuando el auge de Big Bay de San Diego quebró?

cuatro de julio hace 1 hora

Qué está abierto, cerrado el 4 de julio en San Diego

No se puede ver el interior de los vestidores y parece una pared recta de paneles de yeso, dijo Choi en una segunda conferencia de prensa.

Los investigadores aún no saben si el adolescente estaba en el vestidor antes de que comenzara la violencia o corrió allí para esconderse, dijo.

El Departamento de Justicia de California estaba investigando el tiroteo, dijo el fiscal general Rob Bonta.

Choi dijo que las autoridades aún no conocen el motivo del hombre o si conocía a la mujer a la que agredió inicialmente en la tienda.

El portavoz del Departamento de Bomberos de Los Ángeles, Nicholas Prange, dijo que la mujer tenía lesiones moderadas a graves y fue transportada a un hospital. No se supo de inmediato si le habían disparado, pero Choi dijo que tenía heridas en la cabeza, los brazos y la cara.

La policía encontró un candado de cable de metal pesado cerca del sospechoso que, según dicen, pudo haber sido utilizado en ese asalto.

Spell dijo que la mujer herida era la víctima en el primer informe de agresión. No estaba claro de inmediato qué arma estaba involucrada en ese asalto.

Agregó que la policía había recibido llamadas sobre el comportamiento errático del sospechoso antes del incidente.

Imelda García dijo que su hermana trabaja en la tienda y estaba en un descanso cuando escuchó disparos y todos comenzaron a correr. García dijo que habló con su hermana por teléfono y que está bien, pero sonaba muy nerviosa.

La policía escoltó a las personas fuera de la tienda casi dos horas después del tiroteo.

El tiroteo recordó una confrontación del 21 de julio de 2018 en la que los oficiales de LAPD dispararon y mataron accidentalmente a una mujer en un mercado de Trader Joe. Los oficiales se involucraron en un tiroteo con un hombre que, según las autoridades, le disparó a su abuela y a su novia antes de guiar a la policía en una persecución que terminó cuando estrelló su automóvil fuera del mercado.

Una bala de la policía mató a Melyda Corado, de 27 años, subgerente de la tienda, mientras corría hacia la entrada de la tienda después de escuchar el choque automovilístico.

El sospechoso, Gene Evin Atkins, tomó como rehenes a empleados y compradores durante tres horas antes de entregarse, dijeron las autoridades.

Atkins se ha declarado inocente del asesinato.

Los fiscales encontraron que dos policías actuaron legalmente cuando devolvieron los disparos de Atkins.

Ir arriba